Pregunta: “�Qu� significa que Jes�s muri� por nuestros pecados?”

Respuesta:


topreadz.com/Espanol



Pregunta: “�Qu� significa que Jes�s muri� por nuestros pecados?”

Respuesta:
En pocas palabras, sin la muerte de Jes�s en la cruz por nuestros pecados, ninguno tendr�a vida eterna. Jes�s Mismo dijo, �Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre sino por m�.� (Juan 14:6). En esta declaraci�n, Jes�s expone la raz�n de su nacimiento, muerte y resurrecci�n � para proveer el camino al cielo para una humanidad pecadora, quien jam�s podr�a llegar all� por s� misma.

Cuando Dios cre� a Ad�n y Eva, ellos eran perfectos en todos sentidos y viv�an literalmente en un para�so, el Jard�n del Ed�n (G�nesis 2:15). Dios cre� al hombre a Su imagen, significando que tambi�n ten�an la libertad para tomar decisiones y elegir por su propia voluntad. G�nesis 3 describe c�mo Ad�n y Eva sucumbieron a las tentaciones y mentiras de Satan�s. Al hacerlo, ellos desobedecieron la voluntad de Dios al comer del �rbol del conocimiento del cual se les hab�a prohibido: �Y mand� Jehov� Dios al hombre, diciendo: De todo �rbol del huerto podr�s comer; mas del �rbol de la ciencia del bien y del mal no comer�s; porque el d�a que de �l comieres, ciertamente morir�s.� (G�nesis 2:16-17). Este fue el primer pecado cometido por el hombre, y, como resultado, toda la raza humana est� sujeta tanto a la muerte f�sica como a la muerte espiritual, en virtud de nuestra naturaleza pecadora heredada de Ad�n.

Dios declar� que todos los que pecaran morir�an, tanto f�sica como espiritualmente. Este es el destino de toda la humanidad. Pero Dios, en Su gracia y misericordia, provey� una salida para este dilema, y derram� la sangre de Su perfecto Hijo en la cruz. Dios declar� que �sin derramamiento de sangre no se hace remisi�n.� (Hebreos 9:22), pero la remisi�n es provista a trav�s del derramamiento de sangre. La Ley de Mois�s (�xodo 20:2-17) prove�a una forma para que la gente fuera considerada �sin pecado� o �justa� a los ojos de Dios � la ofrenda de animales sacrificados por el pecado. Estos sacrificios fueron solo temporales, aunque, realmente eran una prefiguraci�n de lo perfecto, del sacrificio de Cristo en la cruz, hecho una vez y para siempre (Hebreos 10:10).

Esto es por lo que Jes�s vino y por lo que �l muri�, para convertirse en el �ltimo y final sacrificio, el perfecto sacrificio por nuestros pecados (Colosenses 1:22; 1 Pedro 1:19). A trav�s de �l, la promesa de la vida eterna con Dios se vuelve efectiva a trav�s de la fe de aquellos que creen en Jes�s, �para que la promesa que es por la fe en Jesucristo fuese dada a los creyentes.� (G�latas 3:22). Estas dos palabras, �fe� y �creer� son cruciales para nuestra salvaci�n. Es a trav�s de creer en la sangre de Cristo derramada por nuestros pecados, que recibimos la vida eterna. �Porque por gracia sois salvos, por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; no por obras, para que nadie se glor�e.� (Efesios 2:8-9).

©

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Scroll to Top